La 68 edición del Festival de Venecia ofreció una estupenda selección de títulos y muchas estrellas

Un año más, el festival de cine más antiguo del mundo tuvo lugar en el Lido de Venecia. Un año más, fueron muchos los que temblaron antes de conocer los filmes que Marco Müller escogería para competir en el certamen. Pero esta vez cumplió. Y es que el concurso de Venecia 68 fue prácticamente impoluto, con algunos de los títulos más esperados y celebrados por la crítica y el público. Además, hubo estrellas, muchas estrellas.

Con una gran presencia del cine anglosajón, la Mostra se inauguró con la cuarta película de George Clooney como director, Los idus de marzo. En ella, el cineasta norteamericano interpreta a un candidato a las elecciones primarias del partido demócrata estadounidense y nos muestra la cara menos amable de la política, corrupta y llena de desesperanza. Además de con la historia, la prensa quedó muy satisfecha con un reparto compuesto por Marisa Tomei, Evan Rachel Wood, el propio George Clooney, Paul Giamatti, Phillip Seymour Hoffman y Ryan Gosling; el más aplaudido del conjunto.

El concurso continuó con Carnage, la adaptación de la obra de Yasmina Reza que Roman Polanski ha rodado con un estupendo cuarteto de actores: Jodie Foster, Kate Winslet, Christoph Waltz y John C. Reilly. Los tres últimos fueron los encargados de presentar ante la prensa un filme en el que  destaca su aspecto teatral, la atmósfera asfixiante y un guion lleno de ingenio y humor negro.

Y si Carnage recibió una sonora ovación, tampoco decepcionó David Cronenberg con Un método peligroso, que supone un claro giro en la trayectoria del director canadiense. Ambientada en la Viena de inicios del siglo XX, la cinta presenta la tensa relación entre los padres del psicoanálisis, Sigmund Freud (Viggo Mortensen) y Carl Jung (Michael Fassbender), y una paciente del segundo. A esta da vida Keira Knightley que para algunos consigue una interpretación de Oscar y para otros sobreactúa a más no poder.

Pero para película anglosajona, El topo. Adaptación de la novela de John le Carré, en el reparto brilla con luz propia Gary Oldman, un espía que debe descubrir al compañero que, en plena Guerra Fría, está vendiendo secretos de Estado a la U.R.S.S. Acompañan al intérprete británico Tom Hardy, John Hurt, Benedict Cumberlach y Colin Firth que, pese a su rol secundario, afirmó que el guion de El topo era el mejor que había recibido tras ganar el Oscar. Otro thriller que gustó mucho en la Mostra fue la hiperviolenta y muy ácida Killer Joe, con un Matthew McCounaghey (no hay duda de que este es un año de actores) excelente. Su director, el ganador del Oscar por El exorcista William Friedkin, comentó jocoso sobre su paréntesis como director cinematográfico que, como no recibe buenas historias para rodar, prefiere dirigir óperas.

Más cine en inglés. Shame, segunda película como director del artista plástico Steve McQueen, fue una de las cintas más apreciadas por los críticos (logró el FIPRESCI). No obstante, la prensa consideró injusto que no se llevara algún galardón más aparte de la Copa Volpi al mejor actor para el omnipresente Michael Fassbender. Este, interpreta magistralmente a un neoyorquino solitario y adicto al sexo que tiene que acoger a su hermana en casa.

Finalmente, y pese a los galardones obtenidos, ni la china People Mountain, People Sea, ni la amable pero convencional Terraferma ni la japonesa Himizu convencieron a la prensa especializada. Bastante más apreciadas fueron Alps, del nominado al Oscar Yorgos Lanthimos y la gran triunfadora del certamen, la versión libre que de la obra de W. Goethe Fausto presentó Alexander Sokurov. Recibida con la ovación más larga de la Mostra 2011, también fueron muchos los que durmieron una plácida siesta con este denso poema en imágenes.

 

PALMARÉS VENECIA 2011

León de Oro a la mejor película: “Fausto” .
Gran Premio del Jurado: “Terraferma”.
León de Plata al mejor director: Cai Shangjun (People mountain, people sea).
Copa Volpi al mejor actor: Michael Fassbender (Shame).
Copa Volpi a la mejor actriz: Deannie Yip (A simple life).
Guión: Yorgos Lanthimos y Efthymis Filippou (Alps).
Contribución técnica/artística: Robbie Ryan, por su fotografía en “Cumbres borrascosas”.
Intérprete joven: Shôta Sometani y Fumi Nikaidô (Himizu).
Ópera prima:“Là-Bas” de Guido Lombardi.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.