¿Android o iOS?

3

iOS y Android son los sistemas operativos para smartphones y tablets más extendidos en la actualidad. iOS es el sistema operativo que Apple presentó en 2007, junto con su primer iPhone. Fue una de las grandes novedades tecnológicas de la década ya que cambiaba la manera en la que concebíamos la telefonía móvil. Más tarde este sistema fue  adaptado al iPad, también novedoso, creador de una nueva gama de productos. Un tiempo después de que se presentase tanto el iPhone como el iPad (en 2010), y visto su éxito, otra gran empresa decidió dar el salto e invertir en un sistema operativo semejante a iOS, Google. Con los años estos sistemas han evolucionado y ahora vamos a ver cuáles son las principales diferencias entre estos dos gigantes.

¿Sistema operativo abierto o sistema operativo cerrado?

La diferencia más importante, por lo menos para un servidor, es la siguiente: mientras que iOS sólo está disponible para productos Apple (iPhone, iPad, iPod Touch), Android es un sistema operativo abierto, multitud de marcas fabrican teléfonos o tablets y luego “meten” una versión personalizada del sistema de Google. Esto tiene varios inconvenientes: el fabricar simplemente el aparato para luego instalarle el sistema de otra marca hace que el producto no esté completamente fusionado, optimizado, aprovechado. iOS, al estar hecho especialmente para un determinado producto, se adapta perfectamente y se nota al instante la fluidez. Otra desventaja son las versiones personalizadas de cada marca. Algunas versiones pueden resultar al usuario bonitas o prácticas, pero para que el terminal funcione realmente bien a veces lo mejor es dejar al sistema tal y como está.

Tienda de aplicaciones.

Una de las ventajas que puede tener el ser un sistema operativo abierto como lo es Android es la tienda de aplicaciones. Al tener tanta variedad de productos en el mercado las empresas pueden centrarse en esta tienda, aunque en la realidad no lo es tanto así. Android tiene una buena tienda de aplicaciones, pero en número y calidad está demostrado que la AppStore de Apple es la mejor. Como punto a favor para el Android Market, decir que muchísimas de las aplicaciones son gratuitas, aunque hay que tener cuidado. El Android Market no está tan supervisado como el de Apple, y eso hace que algunas aplicaciones puedan ser perjudiciales para el terminal.

       

Interfaz.

En cuanto a la interfaz, en las dos predomina la sencillez. La esencia de Apple siempre ha sido facilitar la experiencia del usuario y para ello ha optado por no dejarse personalizar en exceso, llevando esto en algunos casos hasta la saciedad(curioso era que en la primera versión de iOS no se pudiera cambiar el fondo de pantalla). Por ejemplo, en iOS no se gestionan los archivos a nuestro antojo, Apple no deja que metamos la mano en las “entrañas” del dispositivo. En cambio en Android esta opción sí que está disponible y con ello se facilita la organización de nuestros archivos. En iOS tampoco podemos cambiar los temas ni cosas por el estilo mientras que en Android sí.

Personalización.

Otra de las ventajas de Android respecto al tema de la personalización es la pantalla de inicio. Mientras que con iOS sólo tenemos una pantalla de desbloqueo que nos lleva directamente al menú de aplicaciones y en la que tan sólo aparecen nuestras notificaciones y no podemos interactuar con ellas, en Android podemos tener una pantalla de inicio repleta de información haciendo uso de los “Widgets”. Los Widgets son herramientas que nos permiten interactuar con las aplicaciones y ver la información de una manera sencilla sin necesidad de entrar en ningún programa. Podemos organizarlos a nuestro antojo por tamaño, orden, etc.

           

Organización.

En cuanto a la organización de aplicaciones los dos sistemas, con sus más y sus menos, se asemejan bastante. Se pueden organizar por pantallas y carpetas. Ahí entran los gustos y preferencias de cada uno. Hay quien prefiere no tenerlas en carpetas y organizarlas mediante pantallas, y otros que prefieren tener todas sus aplicaciones en la misma pantalla organizadas mediante carpetas.

Producto.

Como veis, la elección no es del todo sencilla ya que cada uno tiene sus ventajas y desventajas. Elegir iOS o Android es una decisión que para mi viene dada por el producto. Elegir iOS es elegir garantía, seguridad, y el respaldo de una de las marcas más importantes del mundo. Elegir Android es tener personalización y libertad, aunque podemos tener una buena elección o una mala elección. Hay que informarse bien antes de dar el paso, aunque os adelanto que en general, la gama “Xperia” de Sony Ericsson y la gama “Galaxy” de Samsung es la que domina los androides, con el Samsung Galaxy SII a la cabeza.

En el tema de accesorios para el teléfono móvil o tablet que os compréis, los dispositivos de Apple siempre han gozado de infinitud  de opciones no sólo de la propia marca, si no de otras muchas que deciden crear productos para acompañar a los aparatos de la manzana. Los dispositivos Android también tienen accesorios, aunque al haber tantos en el mercado las marcas no pueden centrarse en un sólo producto como pasa con Apple. La ventaja de tener tantos aparatos funcionando con Android es el poder elegir uno que se adapte perfectamente a tus gustos: tamaño de pantalla, material, diseño, precio, etc. En cambio, con Apple sólo tienes la opción que te presentan, no tienen diferentes dispositivos para cada segmento de mercado. Lo que hacen para tener teléfonos de gama media es abaratar sus teléfonos y tablets anteriores cuando sacan un producto nuevo. La opción es vuestra.

                     

3 Responses

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.