Por Celia Carrera

Paula Hawkins, que se hacía llamar Amy Silver en sus inicios como escritora de novelas románticas, ha alcanzado un éxito imprevisto con esta novela que aún no sabemos en que género encasillarla. Algunos hablan sobre “thriller psicológico” y otros sobre “novela negra” o “novela de intriga y misterio”.

¿La trama? Sencillamente, una chica alcohólica que ha sufrido un engaño amoroso,coge todas las mañanas el tren de las 8.04 y observa desde el vagón a Jess y Jason, nombres ficticios que crea para una aparentemente “pareja feliz”; y que, finalmente, acaba involucrada en una investigación policíaca por asesinato.

Cabe destacar cómo juega con el papel del tiempo, haciendo que el lector tenga que estar pendiente de en qué momento están transcurriendo los hechos, o por el contrario, se encontrará perdido en la historia.

Otro punto a favor es que a medida que avanzas en la lectura, crees saber quién es el responsable del caso, pero es algo engañoso: solo trata de hacerte cambiar de opinión constantemente hasta el verdadero desenlace en las últimas páginas. Por lo menos no es tan predecible como parece.

Sin embargo, hay momentos en que la historia parece no avanzar, se queda estática en los pensamientos de los personajes, con los cuales es tan difícil sentirte identificado por sus distintos cánones, que acabas evadiéndote.

captura-de-pantalla-2016-10-20-a-las-16-44-38

Está bien, cierto es que el libro te mantiene desconcertado la mayor parte de esas 491 páginas de narración, pero tampoco es una novela fuera de lo normal para haber creado ese “boom” en las redes sociales. Y menos para considerar a Paula Hawkins como la “Shakespeare del siglo XXI”.

La película “La chica del tren”, protagonizada por Emily Blunt, está a punto de estrenarse este 21 de octubre. He de decir que soy de esas personas que prefieren los libros a las películas, no se puede comparar la experiencia de introducirse en una historia y poder recrear los personajes y escenarios a tu gusto (independientemente de la descripción de la novela) con que ya te lo den hecho. Y ya si hablamos de ver la película después de haber leído el libro… ¿no acaba siendo decepcionante en la mayoría de los casos? Infinidad de detalles que los que solo optan por ver los actores en acción se están perdiendo.

Pero a pesar de todo esto… ¿quién sabe? Quizá La chica del tren en pantalla puede sorprendernos.

Autor: Paula Hawkins

Fecha de edición: 02/06/2015

Editorial: El Planeta

Páginas: 496

Sinopsis:

Rachel toma siempre el tren de las 8.04 h. Cada mañana lo mismo: el mismo paisaje, las mismas casas… y la misma parada en la señal roja. Son solo unos segundos, pero le permiten observar a una pareja desayunando tranquilamente en su terraza. Siente que los conoce y se inventa unos nombres para ellos: Jess y Jason. Su vida es perfecta, no como la suya. Pero un día ve algo. Sucede muy deprisa, pero es suficiente. ¿Y si Jess y Jason no son tan felices como ella cree? ¿Y si nada es lo que parece?

Tú no la conoces. Ella a ti, sí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.